Definición de torsión testicular en perros

alianna munakata

Publicado por alianna munakata

Actualizado en

El blog I Love Veterinary está respaldado por lectores, y podemos ganar una comisión de los productos comprados a través de los enlaces en esta página, sin costo adicional para usted. Obtenga más información sobre nosotros y nuestro proceso de revisión de productos >

¿Qué es la torsión e inflamación testicular en perros?

La torsión testicular en perros es una patología poco frecuente pero que sigue apareciendo cada cierto tiempo en las clínicas veterinarias. Es una torsión o torcedura de una estructura tubular conocida como cordón espermático debido a que uno o ambos testículos giran dentro el escroto (el saco).  

La inflamación testicular es una inflamación de los testículos o partes de los testículos, incluido el epidídimo, que está adherido a la parte posterior de cada testículo.

El perro se limpia solo

Signos y síntomas de torsión testicular en perros

  • Dolor y malestar con el movimiento.
  • reacio a moverse
  • Languidez
  • Hinchazón anormal del testículo afectado o del escroto
  • Decoloración (oscurecimiento) del escroto
  • Lamerse con frecuencia el escroto o el área circundante
  • Letargo
  • inapetencia
  • Vómitos  
  • Pirexia

¿Cuáles son las razones detrás de la inflamación testicular en los perros?

El edema de masa sólida, la inflamación del tejido local y la torsión testicular pueden causar hinchazón testicular en perros, y su naturaleza lo diferencia. 

Una masa sólida puede ser producto del crecimiento tumoral de una célula o células dentro del escroto o testículo, ya que los testículos están formados por múltiples tipos de células, cada una de las cuales puede volverse cancerosa. Los tumores testiculares más comunes son los tumores de células de Sertoli, los tumores de células intersticiales (Leydig) y los seminomas. Pueden venir en diferentes tamaños y pueden ser tumores benignos o malignos. 

El edema es una hinchazón llena de líquido. Puede ser un quiste con hematoma líquido quístico con sangre o un absceso con material purulento (pus). 

Los tipos de inflamación responsables de la hinchazón testicular son la orquitis (inflamación de uno o ambos testículos), la epididimitis (inflamación del epidídimo) y el granuloma espermático. La epididimitis en perros es una ocurrencia más común que la orquitis, pero puede ocurrir al mismo tiempo que la orquitis. 

La torsión puede causar una restricción o un bloqueo del flujo sanguíneo, la vía nerviosa y la vía linfática, ya que el cordón espermático se compone de los principales vasos sanguíneos, nervios, linfa, músculos y vasos deferentes.                                                                                                                                                

El trauma y la infección son factores desencadenantes comunes del edema y la inflamación. La infección testicular canina se puede dividir en bacteriana, fúngica y viral. 

Bacteriano

Las bacterias patógenas que a menudo se encuentran como fuente de infección testicular son Brucella y Ehrlichia canis

Brucella se transmite comúnmente cuando un perro se expone a materiales urológicos de un animal infectado, como orina, semen o fluido vaginal. La transmisión vertical (una madre perra a sus cachorros antes y después del parto) es menos común pero puede ocurrir.

Ehrlichia canis es una enfermedad transmitida por garrapatas y, por lo tanto, la transmisión requiere que la garrapata infectada muerda y rompa la piel del perro. La garrapata marrón del perro (Rhipicephalus sanguineus) es el principal portador de esta especie bacteriana. 

Hongos 

La inhalación de hongos del suelo como Coccidioides y Blastomices puede conducir a una infección sistémica, donde los organismos se diseminan por todo el cuerpo y afectan múltiples órganos, incluido el tracto reproductivo. 

Viral

Moquillo es una enfermedad causada por un paramixovirus que afecta a varios animales, incluidos los perros. Los perros pueden contraer la enfermedad por contacto con fluidos corporales como orina, sangre, saliva o gotitas respiratorias de los animales infectados.

Causas de la torsión testicular canina

¿Estás preocupado por tu perro? Te estás preguntando, "¿cómo es el interior de las bolas?" Entonces, ¡hablemos de la anatomía de los testículos de los perros!

Los testículos de perro normales son estructuras en forma de frijol. En la parte posterior de cada testículo, se adjunta el epidídimo (almacenamiento de los espermatozoides). El epidídimo está conectado a una red tubular llamada Ductus Deferens (un cordón espermático) por Vas Deferens. 

Ductus Deferens conecta el epidídimo y la próstata en la cavidad abdominal inferior. Los testículos del perro descienden y generalmente se ubican dentro del escroto una vez que alcanzan la madurez sexual, que tiene aproximadamente cinco meses de edad (puede variar entre razas).

Sin embargo, hay casos de perros con testículos no descendidos incluso cuando llega el momento, y se espera que desciendan al escroto. Esta condición se llama criptorquidia. Si el perro tiene un testículo no descendido, se dice que tiene criptorquidia unilateral. Si ambos testículos están retenidos, se conoce como criptorquidia bilateral. 

La torsión testicular se asocia comúnmente con un testículo deforme, canceroso o con criptorquidia. Estos testículos son más propensos a moverse libremente y rotar dentro del escroto o de la cavidad abdominal inferior. 

La deformidad puede ser congénita, de naturaleza adquirida o secundaria a un problema subyacente. Las deformidades testiculares que se observan con mayor frecuencia son la hipoplasia testicular en perros jóvenes y la degeneración/atrofia testicular en perros mayores. Estos tienen una presentación similar donde los testículos son significativamente pequeños. 

Otras deformidades pueden incluir hernia inguinoescrotal y aplasia del epidídimo. 

Algunas razas son más susceptibles a desarrollar tumores o criptorquidia que otros. 

Las razas que están predispuestas a los tumores testiculares son los lebreles afganos, el bóxer, el collie, el bulldog inglés, el pastor alemán, el maltés, el schnauzer miniatura, el pequinés, el perro pastor de Shetland, el caniche toy/miniatura y el weimaraner.

Las razas predispuestas a la criptorquidia son el chihuahua, el perro salchicha, el pastor alemán, el schnauzer miniatura, el caniche, el pomerania, el pastor de Shetland, el husky siberiano, el yorkshire terrier y la mayoría de las razas braquicefálicas. 

Aún así, lo importante a recordar es que la condición antes mencionada puede ocurrirle a cualquier perro, independientemente de su raza.

Perro de pelo corto negro y marrón

¿Cómo se diagnostica la torsión testicular en perros?

El diagnóstico preliminar está respaldado por una historia clínica completa y los hallazgos de un examen físico. El veterinario probablemente visualizará y palpará la región del escroto y la región circundante. 

Sin embargo, es posible que se requieran más diagnósticos (enumerados a continuación) para establecer un diagnóstico definitivo, determinar la gravedad e identificar cualquier problema subyacente que desencadenó la torsión:

  • Las radiografías abdominales pueden identificar cualquier anormalidad de tejido blando en masa asociada con la región testicular. 
  • Ultrasonido escrotal para verificar el flujo sanguíneo dentro de la región. Esto puede confirmar la torsión y cualquier lesión o masa sospechosa dentro del área.  
  • Análisis de sangre y análisis de orina para determinar cualquier impacto sistémico y problemas subyacentes.
  • Examen citológico del líquido seminal para evaluar la funcionalidad de los testículos y órganos asociados.
  • Evaluación citológica de las estructuras testiculares (epidídimo y escroto) mediante la toma de muestra de la tumefacción, mediante la técnica de aspiración con aguja fina. 
  • Posible biopsia testicular para examen histopatológico, bajo sedación o anestesia general. 

Tratamiento de la torsión testicular en caninos

La torsión testicular se considera una emergencia médica y el tratamiento de elección es la castración o extirpación quirúrgica del testículo afectado. Esto proporcionará un alivio instantáneo y evitará que el problema vuelva a ocurrir en el futuro.

Si extirpar el testículo afectado no es una opción para usted, se puede buscar terapia médica y atención de apoyo. 

Es importante tratar o manejar cualquier problema primario que haya llevado al perro a la torsión testicular. Ya sea una herida traumática o una infección, el perro afectado requerirá un ciclo de medicamentos para aliviar el dolor y otros medicamentos para atacar cualquier especie patógena responsable de la infección.  

Es importante informar a su veterinario si planea mantener a su perro intacto con fines reproductivos, ya que algunos medicamentos pueden interferir con la espermatogénesis (producción de espermatozoides). 

Es beneficioso tomar una muestra del área infectada para enviarla a un laboratorio patológico y realizar las pruebas adecuadas para refinar el plan de tratamiento después de terminar un ciclo de medicamentos si no hay mejoría. 

Puede ofrecer terapia de frío en casa aplicando un excelente paquete en la región inflamada para ayudar a reducir la hinchazón y el calor mientras el perro se recupera. 

Pronóstico, resultado y recuperación de la torsión testicular en perros

El pronóstico depende del motivo de la torsión y de la elección del tratamiento. 

Se sabe que la intervención quirúrgica y la terapia médica brindan un buen resultado, y el perro afectado generalmente se recupera bien. Sin embargo, el perro perderá su capacidad reproductiva y será infértil por el resto de su vida. 

La terapia médica y la atención de apoyo pueden brindar alivio terapéutico y posiblemente deshacer la torsión en algunos casos. Sin embargo, la posibilidad de que la perra afectada recupere la fertilidad normal es muy baja en los casos crónicos. 

Si la torsión ha causado daño isquémico, es probable que ocurra necrosis de los tejidos testiculares y la infertilidad es inevitable. El pronóstico del perro con una infección depende del tipo de infección. 

veterinario con perro

Prevención de la torsión testicular en perros

La mejor medida preventiva es castrar a su perro tan pronto como tenga la edad suficiente para someterse al procedimiento. 

Puede ser una buena idea realizar un control de la cabeza a los pies de su perro un mínimo de dos veces al día, por la mañana y por la noche, para que pueda familiarizarse con sus características anatómicas/fisiológicas normales. De esta manera, es probable que detecte anomalías visualmente, incluso cambios muy sutiles.

Por ejemplo, podría visualizar el escroto del perro con una apariencia más llena, aunque los perros con criptorquidia probablemente tengan un escroto menos lleno. Esto es especialmente cierto para el perro con criptorquidia bilateral (criptorquidia de ambos testículos). 

Los chequeos veterinarios regulares desde la edad temprana del perro pueden mantenerlo informado sobre el estado reproductivo de su perro y ayudar a detectar cualquier anomalía asociada con los órganos reproductivos, como los testículos no descendidos. Su veterinario le aconsejará la opción adecuada para resolver esta anomalía si es plausible. 

Compartir es cuidar!

alianna munakata

AUTOR

Alianna ha construido una sólida base educativa para complementar su amplia experiencia práctica en el campo de la medicina veterinaria. Posee un Certificado Nacional de Nueva Zelanda en Enfermería Veterinaria, que obtuvo del Politécnico de Otago en 2012. Además, se graduó con una Licenciatura en Tecnología Veterinaria de la Universidad Massey, Nueva Zelanda, en 2015. Su compromiso de ampliar sus conocimientos es evidente a través de su calificaciones avanzadas en enfermería veterinaria, con un enfoque específico en reptiles y anfibios, pequeños mamíferos y el manejo de serpientes venenosas.

Recomendado

como limpiar una herida de perro

Pet First Aid 101: Cómo limpiar una herida de perro

Lectura de 7 min

pedialita para perros

Pedialyte para perros: 2024 actualizado

Lectura de 8 min

SUSCRÍBETE A NUESTRO BOLETÍN INFORMATIVO

¡Envíe su correo electrónico a continuación para unirse al equipo de I Love Veterinary y disfrutar de noticias periódicas, actualizaciones, contenido exclusivo, novedades y más!